Cuando el amor, al amar, puede ser delito, tal torero sin montera al torear

piropo delito

Miguel Ángel Miguel Andrés. M&M Difusión. Soria.

La implicaciones de las leyes son muchas y variadas, estos días leíamos en los medios que el piropo sexista o los piropos acosadores, «serán» un delito.

Esta ley tiene muchas connotaciones, a partir de ella se puede regular un todo, y caer en la censura dentro de la libertad de expresión. En el ámbito del humor, se acabarán todo tipo de chistes y chanzas que toquen a ambos sexos de forma sexista. En el ámbito de la novela, la redacción de ensayos, la redacción de textos, en los cuales se pueda justificar por parte del autor «sexismo», ¿cabría una posible censura?

Podemos ver aquí el texto de la «Proposición de Ley de Protección Integral de la Libertad Sexual y para la erradicación de las violencias sexuales.»

Si tomo 4 versos del Cantar de los Cantares,

Oí a mi amado llamarme:
«Ábreme, amada mía, compañera mía,
paloma mía, perfecta,
pues mi cabeza está empapada de rocío,
mis cabellos del sereno de la noche».

¿Estaría evocando un concepto sexista en la metáfora usada por el autor del Cantar de los Cantares? ¿Metáfora? la metáfora es una figura retórica de pensamiento por medio de la cual una realidad o concepto se expresan por medio de una realidad o concepto diferentes con los que lo representado guarda cierta relación de semejanza. ¿qué es el piropo?

¿Estamos cambiando el curso de la libertad de expresión en España? De un tiempo a esta parte se está creando un debate sobre los sexos en función de un nacimiento nuevo del feminismo en este país, un tanto alejado de lo que fue el feminismo autentico, del cual podemos saber en este sencillo vídeo.

La redacción y aprobación de ciertas leyes determina la cultura de un pueblo y el respeto que tiene el Gobierno a su sociedad, así como la madurez de esta sociedad cuando tiene que ser legislada su conducta por ser irresponsables con las mujeres. «Acabásemos».

Es muy difícil para el cincel de un escritor que tiene como musa a su amada, sea correspondido o no, el dejar de escribir su sentimiento en un papel. Pobre Garcilaso de la Vega, que de haber sido ahora el prendado de tus labios, escribiendo este poema y clamándolo a los cuatro vientos, bien pudiera  haber quedado por obseso y ante tal escarnio, hubiera con su tinta manchado las paredes de la cárcel en la que cayera apresado.

A continuación podemos leer un poema de Garcilaso de la Vega, esa luz que apareció en el renacimiento español, ese insigne soldado, maestre de campo de un tercio de infantería, y muy querido de El hijo de Carlos I, poeta soldado que por merito propio camino de la mano de  Fadrique,  Pedro y de Fernando Álvarez de Toledo y Pimentel, combatiendo por el cuidado de España. Esa España de Carlos I. esta España en la que a día de hoy nos encontramos que una lejana pariente del Duque de Alba, la Sra. Cayetana Álvarez de Toledo,  se niega a ir a la manifestación feminista que se dará en estos días en este país. Pobres Góngora o Quévedo, poetas sin letras, que invierno plomizo hubieran vivido de saber que ahora su pluma se seca para hablar de la mujer.

Mientras por competir por tu cabello
oro bruñido al sol relumbra en vano;
mientras con menosprecio en medio el llano
mira tu blanca frente el lilio bello;

Mientras a cada labio, por cogello,
siguen más ojos que al clavel temprano,
y mientras triunfa con desdén lozano
del luciente cristal tu gentil cuello,

goza cuello, cabello, labio y frente,
antes que lo que fue en tu edad dorada
oro, lilio, clavel, cristal luciente,

no sólo en plata o en viola troncada
se vuelva, mas tú y ello juntamente,
en tierra, en humo, en polvo, en sombra, en nada.

Cuando el amor, al amar, puede ser delito, tal torero sin montera al torear 1 Cuando el amor, al amar, puede ser delito, tal torero sin montera al torear 2

Crowdfunding Solidario:

Ayúdanos a Mantener un Medio Digital
de Información Independiente en la España Rural.

Pulsa para hacer tu donativo

Comparte si te ha gustado...

Entradas relacionadas